ISRAEL AMENAZA LA INTEGRIDAD DE LOS PALESTINOS EN JERUSALEN

aqsa

Como Tel Aviv a toda costa busca la crisis con los palestinos para arrebatar terrenos árabes en Jerusalén

Desde un tiempo atrás hemos estado viendo como los colonos y los sectores más radicales del sionismo israelí han venido presionando y agrediendo a la población palestina de Jerusalén con aviesas intensiones de arrebatarles sus propiedades para simplemente, producir una implantación forzada de judíos a costa de los árabes.

Desde la lejanía se hace claro que los medios conservadores, claramente adictos a la política de Tel Aviv que suelen ser como dice el dicho “más papistas que el Papa”, buscan por todos los medios justificar estas arbitrariedades que cuestan no solo las propiedades sino también la vida de  hombres, mujeres y niños palestinos que tienen tanto valor como la de cualquier ser humano.

La estrategia de Tel Aviv se advertía clara y siniestra: buscar la provocación para justificar la respuesta. Así de simple pero sucia es política que claramente busca arrebatar la propiedad de los lugares santos del Islam como son el “Domo de la Roca” y la Mezquita de “Al Aqsa”.  Las instigaciones, los asaltos, las agresiones de colonos traídos en micros hasta sectores palestinos y los asesinatos cometidos, son pasados por alto por las autoridades ocupantes.

La situación de la población palestina es simplemente desesperante, dado que se encuentra arrinconada entre las amenazas y acciones brutales del régimen sionista y una débil administración de la ANP que no cuenta con la fuerza para poder protegerles. Tan simple como horrorosa es la realidad en la que se hallan los palestinos de la ciudad de las tres religiones monoteístas más importantes del mundo. Nuevamente deben verse hostigados por estos sectores recalcitrantes y criminales que arrogándose la falsa potestad de ser los “únicos semitas” matan a verdaderos semitas como son los árabes y palestinos.

Aquel venenoso ideario de la superioridad racial que tanto se suele sacar a la palestra para criticar a quienes disienten con sus atrocidades,  tiene una especial y denigrante descripción en la Argentina con la lamentable terminología que algunos que dicen ser judíos califican a quienes allí viven de “Palestinotrucho”, una clara forma de buscar ridiculizar y deslegitimar al pueblo palestino.

Semejantes despropósitos, solo ahondan más la prueba sobre la naturaleza de quienes adhieren a ese ideario criminal de apoderarse de lo que no les es propio, sin importarles sin para ello hay que matar a hombres, mujeres o niños (Según un informe de la DCIP).

Precisamente un informe de la Organización Internacional Palestina por la Defensa de los Niños (DCIP) publicado hace poco, revela que en los últimos quince años, las fuerzas militares israelíes han asesinado a nada más ni nada menos que a 1996 niños. Tan solo setecientos  niños fueron muertos por militares y colonos israelíes entre el año 2000 y el 2005 informaba la Agencia Islámica de Noticias (AIN publicado el día 3 de octubre del 2015, en http://www.ain.com.ar/nota.php?nota=12233 )

 

AIN

Este arbitrario accionar es constante y diario como lo indican muertes de dos niños más un día antes de esta editorial, cada vez queda claro que todo este festival sangriento persigue propósitos más siniestros ( Russian Today. http://actualidad.rt.com/ultima_hora/187666-ejercito-israel-matar-nino-palestino )

La brutalidad israelí se extiende a lo largo y a lo ancho de sus dominios, aplicando verdaderas políticas de supresión de la humanidad árabe y palestina ya que para ellos, no son humanos como han denunciado varios ciudadanos israelíes que no comulgan con estas prácticas. Una de las tantas vilezas empeladas por sus fuerzas militares y de seguridad, se encuentra el uso de niños palestinos como escudos humanos algo que  fue denunciado reiteradamente y tiene tratamiento en Naciones Unidas. El historiador Shlomo Sand ha dejado en claro que Israel no tiene voluntad de detener el conflicto  mediante una paz justa; y en los hechos se ve la prueba cabal de esto. Para Tel Aviv y su monstruoso aparato represivo, militar y de inteligencia, la confrontación es vital para la subsistencia como potencia regional y como herramienta para ir comiendo el territorio árabe como si fuese un “Pac man”.

Tal como lo deja en claro Sand y otros prominentes catedráticos israelíes, la idea de que Jerusalén sea la capital multiconfesional no es algo factible para la elite israelí. Con esta posición que puede verse con las continuas provocaciones a buscar la ira en la población palestina, matándole a sus hijos, mujeres o simplemente a familias enteras, el engranaje que mueve al régimen de Tel Aviv puede justificarse y mediante la creación de ese círculo de violencia interminable –donde obviamente Israel tiene el garrote más grande-  puede llevar adelante su política final para el pueblo palestino.

Como lo dijo en algún momento el filósofo y escritor israelí Yeshayahu Leibowitz (n. 1903-1994) “más que corrompido, creo que el Estado se ha vuelto cada vez más cínico, y creo que la corrupción de la sociedad se ha hecho más visible”, cuando se refería a las posibilidades de que hubiera un final a este conflicto. En esa situación intoxicante y revulsiva de cinismo, con crímenes desde un estado ocupante ha llevado que las voces desde dentro de Israel se multipliquen y clamen “En mi nombre no, por favor” (Articulo de Ami Kaufman) .

Esa muestra de total desprecio por la vida de los palestinos que son tan humanos como cualquiera que pisa en esta tierra, se pudo ver en las aterradoras jornadas de bombardeos indiscriminados sobre Gaza en julio y agosto de 2014 en donde, además de ciudadanos palestinos de todas las edades y genero, se ataco sin misericordia a la representación cristiana que convive en la ciudad demostrando que algo fallaba en la tan difundida propaganda islamofoba que sustentan los sectores sionistas y sus partidarios  alrededor del mundo en la cual “el Islam es malo y mata cristianos”. Tel Aviv se cree fuera de la ley y en ese plan, hace lo que sea por eliminar a quien apunta como enemigo. Las convenciones internacionales sobre los derechos del niño o las que prohíben armas tan dañinas como las “bombas de racimo”, no son un obstáculo para que sus aviones las arrojen sobre poblaciones densamente pobladas; el uso de fósforo y NAPALM sobre enclaves urbanos parece tan dantesco e inentendible sino se comprende la mentalidad que les impulsar a esos crímenes de lesa humanidad. De no haber habido teléfonos móviles y cámaras dentro de Gaza, todas estas aberraciones y muchas otras, habrían pasado inadvertidas y habrían sido desmentidas cínicamente por los personeros del régimen y hubieran sido muy bien maquilladas por los “intelectuales”  que pese a los laureles que les arrojan los cómplices por sus talentos literarios, no dejan de ser tan criminales como a quienes ellos justifican.

En Europa y EEUU a pesar del poder que ostentan los Lobbies pro-israelíes que han influido históricamente en el tratamiento mediático de lo que sucede en Palestina y la región, no han podido influir en iniciativas que surgieron de movimientos sociales que han ingresado mediante propuestas a los Parlamentos, que como en británico, han puesto en marcha los pedidos de detención de personeros militares y de Inteligencia israelíes acusados de variados crímenes contra civiles palestinos. Los casos más resonantes son los del jefe de inteligencia militar Amos Yadlin, los ex jefes militares Danny Halotz y Gabi Ashkenazi quienes fueron detenidos a principio de agosto en el aeropuerto de Heathtrow, Londres. A pesar de que fueron inmediatamente deportados, el precedente fue lo suficientemente claro como para que los temores alcanzaran al mismo Benjamín Netanyahu que antes de viajar al extranjero, sus embajadas deben asegurarse de que no habrá un suceso como el ocurrido en Londres.

 

A pesar de que en Argentina no se trata el tema y más bien se lo esconde bajo la alfombra, alrededor del mundo se están empezando a movilizar los engranajes de la justicia dado que los crímenes de guerra, de lesa humanidad y las aberraciones como las tan largamente denunciadas ante Naciones Unidas, son delitos de competencia universal, imprescriptibles y perseguibles sea quien sea el autor (Estatuto de Roma).

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: